Muere el compositor húngaro Peter Eötvös

El músico, autor de 13 óperas, falleció este domingo 24 de marzo en Budapest a los 80 años

24 / 03 / 2024 - LOURDES MORGADES - Tiempo de lectura: 8 min

Print Friendly, PDF & Email
Peter Eötvös Peter Eötvös © Szilvia CSIBI

El compositor y director de orquesta húngaro Peter Eötvös murió este domingo 24 de marzo en Budapest a los 80 años a causa de un cáncer, según ha informado su familia. Autor de más de un centenar de obras, fue un destacado compositor de ópera con 13 títulos en su haber, entre los que sobresalen El amor y otros demonios, Ángeles en América, Tres hermanas y Senza sangue. Su música, con un lenguaje estrechamente ligado a sus raíces húngaras, está impregnada de un fuerte sentido teatral, incluso sus composiciones instrumentales.

Además del sentido teatral de sus obras, la música de Peter Eötvös se caracteriza también por el movimiento del sonido en el espacio mediante la colocación de los músicos y el uso del sonido amplificado. Eötvos estaba convencido de que la música era una forma de comunicación como el lenguaje hablado y su gran sensibilidad en las relaciones humanas, ya fuera como director o como compositor con los intérpretes de sus obras, le llevaba a no escribir ni una nota antes de conocer a los intérpretes que las iban a estrenar, fueran solistas o cantantes de ópera. “Compongo como un sastre que cose a medida para cada persona” decía. No le gustaba escribir para intérpretes anónimos, quería componer sus obras para personalidades musicales.

Peter Eötvös nació el 2 de enero de 1944 en Székelyudvarhely, actualmente Odorheiu Secuiesc, Transilvania, población que entonces pertenecía a Hungría y ahora forma parte de Rumanía. Pasó su infancia en la localidad húngara de Miskolc donde su madre era profesora de música, lo que le permitió aprender pronto a tocar el piano, el violín, la flauta y diversos instrumentos de percusión. A los cinco años compuso sus primeras obras y conoció a György Ligeti, con quien mantuvo contacto toda la vida.

A partir de los 18 años, empezó a componer bandas sonoras para producciones cinematográficas y música incidental para teatro

A los 14 años se trasladó a Budapest y Zoltán Kodály le admitió en la Escuela de Jóvenes Talentos Excepcionales de la Academia de Música Ferenc Liszt, donde estudió composición al tiempo que, a partir de los 18 años, empezó a componer bandas sonoras para  producciones cinematográficas y música incidental para teatro, lo que le permitió adquirir una gran experiencia en improvisación, capacidad de dibujar musicalmente personajes y conocer en profundidad el tiempo y el ritmo dramáticos. Todas estas habilidades fueron muy importantes a la hora afrontar la composición y tuvieron un impacto profundo en su manera de afrontar la composición de sus 13 óperas.

De 1966 a 1968 estudió dirección de orquesta en la Hochschule für Musik de Colonia. En el último año, conoció a  Karlheinz Stockhausen y durante la siguiente década comenzó a actuar regularmente en el Stockhausen Ensemble a la vez que ampliaba su formación como compositor con Bernd Alois Zimmermann. De 1971 a 1979 trabajó en la integración de elementos electrónicos en la música en la Westdeutscher Rundfunk de Colonia. Algunas de sus primeras grandes obras importantes datan de este período: Harakiri (1973), para narrador e instrumentistas, e Il Maestro (1974), para intérprete y dos pianos.

 

© Priska KETTERER

Peter Eötvös con Pierre Boulez, a la izquierda,

En 1978, Pierre Boulez le invitó a dirigir el concierto inaugural del Institut de Recherche et de Coordination Acoustique/Musique (IRCAM) de París, fundado por el propio compositor francés, y al terminar le pidió que fuera el director artístico del Ensemble InterContemporain, puesto que desempeñó hasta 1991. París le abrió numerosos horizontes, ya que con el ensemble dirigió centenares de nuevas obras y le dio la oportunidad de colaborar con los compositores vivos más relevantes.

Su carrera como director de orquesta le llevó a dirigir en los Proms de Londres, a ser el principal director invitado de la Orquesta Sinfónica de la BBC entre 1985 y 1988, la Orquesta del Festival de Budapest, la Orquesta Sinfónica de Gotemburgo y la Orquesta Sinfónica de la ORF de Viena. En marzo de 1999, Peter Eötvös hizo su debut al frente de la Filarmónica de Berlín y ha dirigido multitud de orquestas en Estados Unidos, Japón y Europa, además de actuar como director invitado en teatros de ópera como el Teatro alla Scala de Milán, la Royal Opera House de Londres y el Théâtre du Châtelet de París.

Su catálogo de composiciones es muy amplio y variado e incluye 34 piezas para cine y teatro; 4 para cinta, electrónica o multimedia; 31 obras de música de cámara o solos, 12 para ensemble, 26 para orquesta sinfónica u orquesta de cámara, 6 para ensemble vocal o coro y 11 óperas y diversas obras de teatro musical.

Radamés es la primera ópera compuesta por Peter Eötvös en 1975 por encargo de la WDR, la radio de Colonia, y se estrenó en el Festival de Teatro Musical de la WDR de Colonia el 5 de marzo de 1976. Se trataba de una ópera de cámara con libreto del propio Eötvös a partir de textos de los directores de cine húngaros András Jeles y László Najmányi, el compositor y editor de radio alemán Manfred Niehaus y citas del libreto de Antonio Ghislanzoni para Aida e instrucciones de interpretación musical originales de Giuseppe Verdi. La obra mezcla el inglés, el alemán y el italiano. En 1997, el compositor revisó la obra y la reorquestó. Desde el estreno de la nueva versión el 29 de diciembre de 1997 en Budapest, esta primera ópera de cámara de Peter Eötvös no ha dejado de representarse en Alemania, Polonia, Austria, Suiza e Italia.

Con su primera gran ópera, Tri sestry (Tres hermanas), basada en la obra homónima de Antón Chéjov y con libreto en ruso, el compositor entró por la puerta grande en el repertorio operístico. Encargada por la Opéra de Lyon, se estrenó allí el 13 de marzo de 1998 y desde entonces no ha dejado de representarse en numerosas producciones

Le siguió As I Crossed a Bridge of Dreams, un encargo del Festival de Donaueschingen y el estado de Baden-Württemberg que se estrenó en Donaueschingen el 16 de octubre de 1999. Esta ópera, con libreto en inglés, está basada en fragmentos de un diario de una noble japonesa del siglo XI. Peter Eötvös recibió un nuevo encargo en 2001 del Festival de Aix-en-Provence para el que adaptó para su nueva ópera la comedia teatral de Jean Genet El balcón. La obra, con libreto en francés,  se estrenó el 5 de julio de 2002.

Junto a Tres hermanas, Angels in America son las óperas más populares y representadas de Eötvös. Encargada por el Théâtre du Châtelet Paris, Angels in America está basada el drama en dos partes de Tony Kushner Millennium Approache y Perestroika. La obra con libreto en inglés se estrenó el 23 de noviembre de 2004. La Opéra de Lyon volvió a encargar una nueva ópera al compositor quien regresó al diario de una noble japonesa del siglo XI con el que compuso en 1999  As I Crossed a Bridge of Dreams para escribir Lady Sarashina, de nuevo con libreto en inglés y que se estrenó en el 4 de marzo de 2008 en Lyon.

El 10 de agosto de 2008 el Festival de Glyndebourne estrenaba Love and Other Demons, ópera para que Peter Eötvös se basó en la novela de Gabriel García Márquez Del amor y otros demonios. El siguiente encargo lírico llegó de la Bayerische Staatsoper para la que el compositor escribió Die Tragödie des Teufels (La tragedia del diabo) con un libreto original del poeta y dramaturgo alemán Albert Ostermaier, que se estrenó el 22 de febrero de 2012 en Múnich. Ostermaier volvió a ser la fuente para su siguiente proyecto operístico, Paradise Reloaded (Lilith) que partía de un texto del poeta y dramaturgo para un libreto en alemán que escribió el mismo Eötvös junto a su esposa Mari Mezei. La obra se estrenó en Viena el 25 de octubre de 2013.

 

El compositor abordó el tema de la inmigración ilegal en su siguiente ópera, The Golden Dragon (El dragón de oro) con un libreto del propio Eötvös, quien adapta la obra del mismo título, Der goldene Drache, del dramaturgo y director teatral Roland Schimmelpfennig. La obra se estrenó en la Ópera de Frankfurt el 29 de junio de 2014. Al año siguiente estrenó una ópera en un acto que suele programarse junto con el Castillo de Barbazul de Bartók, Senza sangue, basada en la novela homónima del novelista y dramaturgo italiano Alessandro Barico. Con libreto en italiano de Mari Mezei, la obra de un acto para mezzosoprano y barítono fue encargada conjuntamente por el Koelner-Philharmonie, el auditorio de Colonia, y la Orquesta Filarmónica de Nueva York y tuvo un doble estreno, el 1 de mayo de 2015 en Colonia y el 7 de mayo del mismo año en Nueva York.

La Staatsoper de Berlin y el Theâtre de Genève encargaron a Peter Eötvös la que ha sido su penúltima ópera, Sleepless, de nuevo con libreto de su esposa, Mari Mezei sobre el libro Trilogía del escritor y dramaturgo noruego Jon Fosse, Premio Nobel de Literatura 2023. La obra se estrenó el Berlín el 28 de noviembre de 2021. El 3 de diciembre de 2023, el propio  Eötvös dirigió en la Ópera Nacional de Hungría, en Budapest, la que es su última ópera, Valuska con libreto Mari Mezei basado en la novela La melancolía de la resistencia de László Krasznahorkai.

Peter Eötvös se ha dedicado con una gran entrega a la promoción de músicos jóvenes: en 1991 fundó el Instituto Internacional Eötvös y en 2004 la Fundación para Directores y Compositores Jóvenes en Budapest. Entre sus numerosas distinciones se encuentran el Premio Kossuth, concedido por el presidente de Hungría, el Premio de Música de la Royal Philharmonic Society, el nombramiento de Commandeur l’Ordre des Arts et des Lettres por el Gobierno francés y en 2021 fue galardonado con el Premio Fronteras del Conocimiento de la Fundación BBVA.​