El Festival LittleOpera Zamora comienza con su programación alternativa

La V edición del festival de Ópera de Cámara ofrecerá sus propuestas únicamente con artistas españoles

15 / 07 / 2020 - Aniol COSTA-PAU - Tiempo de lectura: 4 min. Actualizado el 15/07/2020

Print Friendly, PDF & Email
Conchi Moyano, directora del festival

La ciudad castellanoleonesa ha quitado de su convocatoria la palabra internacional en su quinta edición, que se realizará entre el 22  y el 26 de julio, para centrarse en repartos e invitados únicamente españoles. Como muchos de los certámenes estivales, el LittleOpera ha debido redefinir su programación, marcada por las consecuencias de la pandemia para garantizar la salud de artistas, técnicos y público.

Una vez superada la fase más crítica de la pandemia de la Covid-19, la ciudad de Zamora puedo confirmar que acogería la quinta edición de su Festival LittleOpera del 22 al 26 de julio. Inicialmente la de este año debía ser una edición especial, ya que se celebraba el quinto aniversario de un proyecto arriesgado y de éxito, pero la situación excepcional ha obligado a redefinir por completo la edición, marcada por las exigencias de sanidad impuestas por las autoridades. Y, es más, las cambiantes circunstancias han obligado también a realizar algunas modificaciones de última hora a esta programación adaptada presentada hace unas semanas.

El LittleOpera Zamora, que dirige la soprano Conchi Moyano, se caracteriza por ser el único festival de Europa dedicado a la puesta en escena de óperas de cámara de todas las épocas, respetando siempre las orquestaciones originales; sin embargo, durante esta anómala edición, las producciones utilizarán reducciones para piano, adaptándose de este modo a las restricciones sanitarias. Por otro lado, todos los artistas convocados serán españoles o residentes en España, ya que los cantantes líricos del país se han visto duramente afectados por la constante cancelación de espectáculos desde marzo pasado. Así pues, el festival, sostenido con dinero público, reivindica la necesidad de reservar un alto porcentaje de trabajo para los artistas españoles, relegados durante años a posiciones no siempre ideales en las programaciones nacionales.

En relación con el programa 2020, el festival empezará el viernes 24 de julio con una gala lírica, con Miquel Ortega al piano, y no a la batuta de la Orquesta Sinfónica de Castilla y León (OSCyL), como se había proyectado originalmente. Será a la Plaza de la Catedral, con un programa dedicado a piezas de ópera que han aparecido en famosas películas de cine, con los solistas Rocío Pérez, Carol García y Pancho Corujo.

Inicialmente, el sábado 25 de programó la ópera de cámara El Paraguas (2020), pero, por causas ajenas al festival, ha sido sustituido por el espectáculo Ópera Nocturna, a las 23:00 horas en el Castillo, formado por tres títulos: Detrás de los párpados de Sergio Blardony, Una persecución en la sombra de Alberto Arroyo y Conservaba en la retina el negativo de su imagen circular de César Camarero.

Entre otras propuestas, el sábado 25 también se ofrecerá una nueva producción del programa doble integrado por las óperas Il segreto di Susanna de Wolf Ferrari y Le Voileneux de Offenbach, con Sonia de Munck y Javier Povedano como solistas. Y, debido a las restricciones de aforo, se repetirá la función de este mismo espectáculo el domingo 26 igualmente en el Teatro Principal. Además, se proponen también actividades gratuitas como talleres, conferencias y actuaciones infantiles.

Las entradas para los espectáculos ya se pueden adquirir en la web del festival, a través de la plataforma Atrápalo.com y, presencialmente, en la caseta del certamen ubicada en la plaza de la Constitución en Zamora. Además, el LittleOpera aclara que, en caso de que empeorara la situación sanitaria y fuese imposible ofrecer las producciones con público, se ofrecerían por streaming.

Cinco años de éxitos

Con la ambiciosa propuesta de esta quinta edición, que se mantiene firme a pesar de las dificultades, el LittleOpera Zamora pretende consolidarse como un proyecto de referencia que ha ido creciendo progresivamente en número de apoyos públicos, asistencia y calidad de sus propuestas. Sin duda, se trata de un festival diferente y especial, como demuestra su propia organización y constitución, diseñada por los socios de la Asociación Lírica de Zamora (Aliza), que participan de todas las decisiones del evento. Su directora, Conchi Moyano, siempre ha declarado que «la motivación fundacional del festival ha sido poder compartir experiencias con los amantes de la música». Así lo demuestra el éxito del Coro LittleOpera que ha vivido con entusiasmo la posibilidad de interpretar grandes óperas al lado de músicos de primerísimo nivel durante estos años y que en esta edición reducida, desgraciadamente, no podrá participar.

Así pues, el festival zamorano se ha consolidado como el único evento en Europa que interpreta óperas de cámara de todas las épocas y en su versión original, sin reducciones ni adaptaciones, con la excepción de esta edición actual. A lo largo de estos cinco años, ha conseguido crear nuevas producciones de calidad de títulos muy poco habituales y otros más populares, apoyando a la nueva creación contemporánea y acercándose a nuevos públicos con espectáculos infantiles y talleres divulgativos.– ÓA