'Don Pasquale' según Pelly en el Maestranza

La última ópera bufa de Donizetti inaugura el curso del coliseo sevillano

07 / 10 / 2019 - Pablo MELÉNDEZ-HADDAD - Tiempo de lectura: 2 min

Print Friendly, PDF & Email
Pretty Yende como Norina y Roberto de Candia como Don Pasquale en el Liceu en el montaje de Laurent Pelly que podrá verse en Sevilla © Gran Teatre del Liceu / Antoni BOFILL
Una escena de la conseguida producción de 'Don Pasquale' de Laurent Pelly en su estreno en la Ópera de Santa Fé © Santa Fe Opera / Kimberley MUNRO

Teatro de La Maestranza
Donizetti: DON PASQUALE
12, 15, 17, 19_10

Don Pasquale: Carlos Chausson. Doctor Malatesta: Joan Martín-Royo. Norina: Sara Blanch. Ernesto: Anicio Zorzi Giustiniani. Notario: Francisco Escala. Real Orquesta Sinfónica de Sevilla. Coro A. Amigos del Teatro de La Maestranza (Dir.: Íñigo Sampil). Dirección: Corrado Rovaris. Dirección de escena: Laurent Pelly.

El Teatro de La Maestranza de Sevilla levanta el telón de su programación artística con una joya del repertorio bufo, Don Pasquale, de Donizetti, uno de los últimos trabajos del compositor italiano antes de que su talento desbordante fuera destrozado por la locura que le provocó la sífilis. La obra llega al coliseo sevillano con un gran reparto que incluye dos Premios ÓPERA ACTUAL, el barítono Carlos Chausson, todo un referente en el género, y la ascendente soprano Sara Blanch, con Corrado Rovaris en el podio y un fantástico montaje de Laurent Pelly, coproducción del Liceu barcelonés con las Óperas de Santa Fe y San Francisco.

Laurent Pelly: “'Don Pasquale' es una obra maestra, de un perfecto equilibrio entre música y libreto que requiere gran destreza en la interpretación por parte de los cantantes”

Considerada como la última ópera bufa fiel a la escuela napolitana, el director de escena Laurent Pelly hace ya unos años que puso al día Don Pasquale en esta deliciosa propuesta escénica que en 2015 pudo verse en Barcelona cautivando al público. La puesta en escena se inspira “en el mundo del cine cómico italiano”, según afirmó el regista cuando presentó la obra en el Liceu. “Don Pasquale es una obra maestra, de un perfecto equilibrio entre música y libreto”, continúa Pelly, “que requiere gran destreza en la interpretación por parte de los cantantes”.

Basada en la tradición de la comedia del arte, “su dramaturgia me ha permitido construir la obra como un juego, como su fuera un sueño, en realidad una pesadilla desde el punto de vista del protagonista –un anciano que se quiere casar con una jovencita–, ya que la situación que se crea es divertida, pero también cruel y surrealista. Y cuando llega Norina –la joven– se pone todo su mundo patas arriba, literalmente”. Sí, en el segundo acto, el público del Teatro de La Maestranza se llevará una sorpresa…- ÓA