Manaos: Maria Stuarda conquista el Amazonas

14 / 05 / 2019 - Fernando SANS RIVIÈRE - Tiempo de lectura: 3 min

Tatiana Carlos (Elisabetta) y Paulo Mandarino (Leicester) © FAO / Michael DANTAS
Cristina Gianelli como Maria Stuarda © FAO / Michael DANTAS

Festival Amazonas de Ópera

Donizetti: MARIA STUARDA

Estreno en Brasil

Tatiana Carlos, Cristina Giannelli, Dhijana Nobre, Paulo Mandarino, Fred Oliveira, Pepes Do Valle. Amazonas Filarmônica y Coral de Amazonas. Dirección: Marcelo de Jesus. Dirección de escena: Davide Garattini Raimondi. Teatro Amazonas, 10 de mayo de 2019.

Se trataba del estreno de Maria Stuarda de Donizetti en Brasil. Sí, nunca se había hecho en ninguno de los grandes teatros brasileños como los de São Paulo o Rio de Janeiro, pero el Festival de Ópera del Amazonas (FAO), que lleva 22 ediciones presentando unos cuatro títulos del gran repertorio lírico internacional en abril y mayo, ha sido el primero en ofrecer este gran título belcantista. El Festival, inédito por su localización en medio del Estado de Amazonas con varios millones de kilómetros de selva a su alrededor y con dos de los ríos más espectaculares del mundo como el Amazonas y el Negro que se unen a poca distancia de la ciudad, se desarrolla en principalmente con intérpretes brasileños y latinoamericanos, pero también se invita a destacados cantantes internacionales para los principales papeles si es necesario.

En esta propuesta destacó especialmente el elenco femenino con la italiana Cristina Giannelli como protagonista en un rol complejo en el que sobresale el temperamento de este personaje fundamental del repertorio belcantista

En el foso participa la orquesta local, la Amazonas Filarmônica, que realiza conciertos toda la temporada y participa en el evento operístico dirigida en este caso por su titular, el brasileño Marcelo de Jesús, junto a la Coral Amazonas. En esta propuesta destacó especialmente el elenco femenino con la italiana Cristina Giannelli como protagonista en un rol complejo en el que sobresale el temperamento de este personaje fundamental del repertorio belcantista en el que han triunfado cantantes de la talla de Sutherland o Caballé. Giannelli destacó como una reina de Escocia de voz elegante y de muy bello timbre, voz homogénea en todo el registro y un fraseo de gran calidad. A su lado sorprendió gratamente la Elisabetta de la joven soprano Brasileña Tatiana Carlos, una voz importante, de gran calado y amplia emisión que presentó una reina inglesa de un gran nivel a pesar de poseer un instrumento no tan redondo y bello como su colega italiana, mientras que Dhijana Nobre fue una Anna Kennedy algo justa.

En el reparto masculino las voces no lucieron como las anteriores, especialmente por su falta de estilo . El tenor brasileño Paulo Mandarino ofreció una destacada capacidad para interpretar el exigente papel del Conde de Leicester, con un registro agudo solvente y un instrumento homogéneo, pero su voz no posee un timbre ni un color demasiado atractivo, por lo que no luce lo que debiera el personaje, ni tampoco aportó lo necesario a nivel actoral.

El bajo Pepes Do Valle mostró un instrumento redondo, musical y de calidad en una muy correcta interpretación como Giorgio Talbot, no así el barítono Fred Oliveira, que no estuvo a la altura del personaje de Lord Guglielmo Cecil. Destacada la labor del maestro De Jesus, que supo entresacar la excelencia musical de la partitura y acompañar con solvencia la compleja e interesante partitura donizettiana junto a la destacada Coral Amazonas, con voces de buen fuste, pero que se movió con rigidez.

La propuesta del italiano Davide Garattini Raimondi a nivel escénico estuvo cargada de buenas ideas que se presentaron quizás de forma demasiado insistente. Plásticamente jugó con un damero que enfatiza las intrigas de la corte junto a una gran cuadro de la protagonista, además de enfatizar  esta tragedia cortesana con un vestuario y una escenografía basados en el negro y el rojo y en la profusión de documentos que invadían la escena insistiendo en el abuso de Elisabetta al falsificarlos para poder acusar a su prima y rival. Una propuesta minimalista, con una dirección de actores más que correcta y fiel a la trama, pero que se pierde un tanto en episodios secundarios y que luce de forma significativa en la escena inicial y final a pesar de un vestuario poco agradecido a cargo de Fabio Namatame.

Interior del Teatro Amazonas de Manaos / Festival Amazonas de Ópera

PALABRAS CLAVE

Amazonas Filarmônica Brasil Coral de Amazonas Cristina Giannelli Crrítica internacional Davide Garattini Raimondi Dhijana Nobre Fernando Sans Rivière Festival Amazonas de Ópera Fred Oliveira Manaos Marcelo de Jesus Paulo Mandarino Pepes Do Valle Tatiana Carlos Teatro Amazonas