Breve reflejo de la memoria histórica en Tenerife

Santa Cruz de Tenerife

20 / 12 / 2019 - Estrella ORTEGA - Tiempo de lectura: 3 min

Print Friendly, PDF & Email
Melody Louledjian, pistola en mano © Ópera de Tenerife
Nicolò Donini, en el centro de la imagen © Ópera de Tenerife
Pedro Halffter debutó en Ópera de Tenerife al mando de la Orquesta Sinfónica de Tenerife © Ópera de Tenerife

Ópera de Tenerife

Krenek: DER DIKTATOR / Ullmann: DER KAISER VON ATLANTIS

En versión de concierto

Bruno Taddia, Melody Louledjian,César Arrieta, Carmen Acosta, Nicolò Donini, Francesco Crespo, David Astorga, Laura Verrecchia. Dirección: Pedro Halffter. Auditorio de Tenerife Adán Martín, 14 de diciembre de 2019.

En versión concierto se presentó este programa doble que ofreció Ópera de Tenerife reuniendo dos óperas compuestas por compositores centroeuropeos de la primera mitad del siglo XX con una fuerte crítica al totalitarismo. Ambas obras se ofrecían en estreno local.

Se inició la velada con Der Diktator, una ópera de un solo acto con música y libreto en alemán de Ernst Krenek fechada en 1928, momento en el que el fascismo comenzaba a mostrar en Europa su cara más espantosa. Al parecer la obra está inspirada en la figura de Mussolini, resaltando rasgos de su personalidad que inciden sobre el poder y el erotismo. La acción se desarrolla junto al lago Lemán donde están establecidos un hotel y un sanatorio. Un Oficial ciego debido a las heridas sufridas en la Primera Guerra Mundial se restablece en el hospital junto a su esposa, María, que planea vengarse matando al Dictador que, junto a su esposa Charlotte, están alojados en el hotel vecino. Charlotte se opone a la guerra declarada por el Dictador, ya que piensa que el derramamiento de sangre es inútil, además de temer por la seguridad de su esposo.  Cuando María se dispone a matar al caudillo, cae seducida y decidida a entregarse. Charlotte, que está espiando a su esposo, coge el arma y dispara sobre María, que cae muerta. Finaliza con el Oficial llamando en vano a María.

"Hitler y Mussolini en la misma palestra, juzgados por la Historia y sometidos al ridículo"

El barítono italiano Bruno Taddia como Dictador y Charlotte, su esposa, encarnada por la soprano francesa Melody Louledjian, fueron unos convincentes protagonistas junto al matrimonio formado por el Oficial invidente del tenor venezolano César Arrieta y su esposa María defendida por la voz de la soprano tinerfeña Carmen Acosta. El cuarteto vocal estuvo perfecto en sus respectivos roles.

La segunda parte de la velada se ocupó con Der Kaiser von Atlantis (El emperador de la Atlántida), ópera trágica en un acto con música del austriaco Viktor Ullmann y libreto en alemán de Petr Kien. Fue compuesta durante el tiempo que permanecieron ambos recluidos en el campo de concentración de Theresienstadt por su condición de judíos. El argumento tiene un tinte surrealista y refiere la leyenda de un tirano que empuja a la Humanidad a una cruel masacre, hasta el punto de que la misma Muerte se pone en huelga. He aquí otro de los compositores que sufrió el ataque nazi y cuya música también recibió la etiqueta de degenerada. Hitler y Mussolini en la misma palestra, juzgados por la Historia y sometidos al ridículo y al análisis de esa memoria siempre necesaria para que las barbaridades del ser humano no se repitan, empresa harto difícil dada su naturaleza.

En el reparto que dio vida a la obra, de sobrada solvencia, destacó como Kaiser Overall el barítono Bruno Taddia, el bajo Nicolò Donini en el papel del Anunciador, la Muerte del también bajo Francisco Crespo y el tenor David Astorga que interpretó el doble papel de Arlequín y de un Soldado, sin olvidar a Melody Louledjian, una fantástica soprano que fue otro Soldado ni a la mezzo Laura Verrecchia como el Tamborilero.

Pedro Halffter debutó en Ópera de Tenerife encargado de la dirección musical de este acertado programa doble ante la Orquesta Sinfónica de Tenerife.