EN PORTADA

 La verdiana ópera del perdón llega­ a Bilbao en una producción de Guy Montavon para el Teatro Regio de Turín, con Angela Meade y Roberto Aronica. Un reparto estelar encabezado por Angela Meade y Roberto Aronica dará vida al estreno en Bilbao de Stiffelio, uno de los títulos más infrecuentes de Verdi. La ópera estará en cartelera entre el 21 y el 30 de enero.
 
Ismael G. CABRAL 
ÓPERA ACTUAL 198
( ENERO 2017) 
 
 
 
El universo lírico sigue (felizmente) dependiendo de las voces, por encima de otras consideraciones también relevantes. Y si de nombres propios hay que hablar, que la soprano norteamericana Angela Meade –una de las artistas-estrella de la actual Metropolitan Opera House de Nueva York– esté presente en tres ocasiones en la actual temporada operística española puede calificarse como un acontecimiento. Ya ha pasado por el Real de Madrid (Norma) y por el Maestranza de Sevilla (Anna Bolena) y este mes se apresta para dar vida al difícil personaje de Lina de Stiffelio en la temporada bilbaína de ABAO-OLBE. Durante las recientes funciones sevillanas de Bolena presentada en el Teatro de La Maestranza el pasado mes de diciembre, la cantante volvió a cosechar excelentes críticas gracias a demostrar tener una de las voces más bellamente perfiladas de la actualidad. Entrevistada por ÓPERA ACTUAL durante su estadía hispalense, la cantante reconocía que el de Bolena es uno de sus “papeles favoritos” porque, en sí, la figura histórica de la reina es uno de sus “personajes históricos predilectos”: “Cantarla, traerla a la vida, es uno de los momentos que siempre espero con mayor interés”, reconocía. “En lo musical, me fascina que Donizetti escribiera un personaje en el que incluyó todos los requisitos que asociamos con los grandes papeles dramáticos del bel canto romántico. Ella experimenta una plétora de emociones y la música está a su servicio, imitando, dibujando con sonoridades, todas las emociones que ella siente”, cuenta deleitándose con el rol.
La aclamada intérprete vuelve en enero a España para encabezar ese Stiffelio (1850) que pone en escena ABAO-OLBE­ dentro de su proyecto Tutto Verdi compartiendo reparto con Roberto Aronica, Roman Burdenko, Michele Cerullo y Simon Lim, entre otros. En el podio estará al frente de la Bilbao Sinfonikoa el ascendente Francesco Ivan Ciampa. La producción proviene del Teatro Regio di Parma –en coproducción con la Opéra de Monte-Carlo–, firmada por Guy Montavon, una austera y efectiva recreación que pone el acento en el ambiente opresivo y puritano de la comunidad religiosa protestante sobre la que pivota la dramaturgia.
 
Angela Meade será Lina en el Stiffelio  bilbaíno junto al tenor Roberto Aronica 
 
El perdón de Stiffelio
Meade encarna a Lina, esposa de Stiffelio, en un relato –a partir del original de Eugène Bourgeois y Emil Souvestre– que tuvo que enfrentarse en su estreno a la virulenta censura de su tiempo al representar a un sacerdote casado con una esposa adúltera, y con un final en la iglesia en la que el protagonista la exculpa de sus pecados citando palabras textuales extraídas del Nuevo Testamento. Un título, que Verdi se vio obligado a repensar y modificar y cuyas vicisitudes fueron tan grandes que cayó en el olvido a los cinco años de estrenarse (más tarde el compositor cogería el material para darle una nueva vida como Aroldo, 1857). “Creo que mi personaje aquí no está excesivamente lejos del de Anna Bolena, tiene bastante similitudes en lo respectivo a la tesitura, pero Lina es mucho más extrema vocalmente”, opina Meade. “Mi estado de pánico va en aumento durante toda la representación. Sin embargo, yo no calificaría a Lina como un personaje de resistencia en el modo en el que sí lo son Anna Bolena o Norma, que están cantando constantemente. Porque, aunque Lina esté en el escenario la mayor parte del tiempo, hay muchas veces en las que solo canta interjecciones, teniendo sus arias y momentos expresivos más espaciados”, detalla la soprano. “Creo que me va a gustar mucho cantar a Lina, fundamentalmente porque es muy diferente de la mayoría de los personajes que suelo abordar. Ella nunca llega a defenderse, a abogar por sí misma de la manera en que sí lo hacen Bolena o Norma. En Stiffelio, Lina solo tiene una pequeña parte para sí en el dúo con su esposo en el tercer acto, en el que sí llega a esbozar una defensa. Stiffelio es, con todos sus conflictos, el personaje central de la ópera de Verdi”, concluye. Meade incorpora a Lina en Bilbao y la suma así a su repertorio verdiano, en el cual ya están Elvira, de Ernani; Alice, de Falstaff; Giselda, de I Lombardi; Lucrezia Contarini; de I due Foscari; Desdemona, de Otello; Leonora, de Il Trovatore; Violetta, de La Traviata y Elena, de I vespri siciliani. O lo que viene siendo todo el grueso de heroínas líricas verdianas.
 
 
Diva es una palabra de la que Angela Meade, como casi todas las cantantes líricas actuales, huye. Otra cosa es que la etiqueta le venga impuesta por pura insistencia periodística. “Intento no serlo, o al menos que no me categoricen así. Me encanta cantar y me fascina mi trabajo, pero eso es todo, no quiero concederle más importancia de la que tiene”, dice. El poder verla en las próximas semanas en un rol tan poco habitual como el de Lina parece redundar en su interés por evitar los caminos más transitados. “Creo que los cantantes debemos afrontar aquellos papeles que nos convengan vocalmente; pienso que es un error afrontar algunos roles solo porque el interpretarlos te ayude a que socialmente se te vea más como una diva”, reflexiona.
 
Equilibrio teatral
También en las cuestiones teatrales es Angela Meade una cantante que parece nadar a la contra de la mayoría de sus colegas de repertorio. Porque aunque su escenario principal sea el muy conservador Metropolitan neoyorkino, la soprano confiesa ser “una firme creyente en las nuevas y diferentes interpretaciones y relecturas de las óperas siempre que estas sean fieles al relato original y a las intenciones del compositor y del libretista. Pero si cumple esta premisa, no tengo ningún inconveniente en participar o aplaudir una puesta en escena por contemporánea que sea”. Y añade: “Por eso mismo defiendo la pluralidad, la existencia de teatros en los que lo rompedor es lo común y otros más clásicos; estas diferencias engrandecen la ópera y mantienen su vigencia”, opina. Que en Estados Unidos, donde reside, se continúe siendo más conservador que en Europa en el repertorio lírico y lo puramente escenográfico es debido a que “la cultura lírica está más arraigada en el viejo continente que en mi país, y eso indiscutiblemente permite que aquí se ofrezcan producciones más arriesgadas, porque también el conocimiento de las óperas populares es mucho mayor. Quizá en algunas décadas el fenómeno se habrá extendido también al resto del mundo”.
La joven estrella considera que no solo es posible, sino una realidad, formarse en conservatorios norteamericanos y hacer una carrera artística de primer nivel a ambos lados del Atlántico como la que ella ahora desarrolla. Así, su próxima actuación tendrá lugar en Manchester, pero luego volverá al lugar en el que debutó con Plácido Domingo y James Levine, el Metropolitan de Nueva York, y tiene programada una gira por varias ciudades de Estados Unidos con la Orquesta de Filadelfia.
Stiffelio podrá verse en Bilbao los días 21, 24, 27 y 30 de enero; secundarán a Meade y a Aronica Roman Burdenko, Michele Cerullo, Simon Lim, Belén Elvira y Jorge Rodriguez Norton.
 
Stiffelio  en su estreno turinés, con Roberto Aronica como protagonista, papel que también cantará en la temporada de ABAO-OLBE 
 
Verdi vive en Bilbao
 
El mérito de la ABAO-OLBE al abordar una empresa como la de dar a conocer todo el repertorio lírico de Verdi pasa, precisamente, por tener que apostar por los títulos más infrecuentes del compositor de Busseto, como viene a ser este Stiffelio, uno de los menos representados. Sin embargo, esta obra –“la ópera del perdón”, como es conocida por los aficionados verdianos– acabará resultando especialmente relevante por cuanto que en ella el músico comienza a dar una importancia mucho mayor al desarrollo psicológico de sus personajes, centrándose aquí en los tres que capitalizan la acción (Stiffelio, Lina y Stankar) y que llegan, mediante el canto, a enarbolar verdaderos diálogos escénicos que los definen mucho más allá de estereotipos. En ese sentido, un título como Stiffelio sobresale por la modernidad con la que Verdi barniza todo el desarrollo dramático. Con esta ópera se alcanza uno de los momentos de mayor compromiso del Tutto Verdi abaísta, continuando firme el pulso de presentar todo el repertorio del compositor –en todas sus versiones– desde la temporada 2006/07 hasta la 2020/21. En total serán 45 representaciones de 28 títulos. Claudio Abbado, Mario Vargas Llosa, Riccardo Chailly, Leo Nucci, Riccardo Muti y el director del Metropolitan, Peter Gelb, son –entre muchos otros–, algunas de las personalidades que integran el Comité de Honor del aplaudido proyecto. * I. G. C.
 
 
 
Juan Carlos Matellanes, Presidente de ABAO-OLBE: “Stiffelio pone rumbo a la recta final del Tutto Verdi, proyecto del que solo nos falta representar cuatro títulos”
 
 
Con un plan estratégico en pleno desarrollo y embarcada en proyectos tan ilusionantes como el tutto verdi, abao-olbe afronta lo que queda del curso con múltiples objetivos a alcanzar. el presidente de la asociación bilbaína, Juan Carlos Matellanes, comenta en esta entrevista la situación de la entidad y sus estrategias de gestión.
 
Sergi SÁNCHEZ
 
 
La temporada lírica de la Asociación Bilbaína de Amigos de la Ópera (ABAO-OLBE) inicia el año con Stiffelio. Para el presidente de la entidad lírica, esta obra verdiana “pone rumbo a la recta final del proyecto Tutto Verdi, iniciativa que algunos creyeron imposible cumplir pero de la que ya solo nos falta por representar cuatro títulos”, afirma a ÓPERA ACTUAL. Para Matellanes se trata de un logro “que deja constancia del trabajo y del carácter de nuestra Asociación. Y lo más destacado de Stiffelio es que es un hito en sí mismo puesto que se representa por primera vez tanto en Bilbao como en la historia de ABAO. Es por lo tanto una joya. Una oportunidad para acercarse a un Verdi intimista en una de las últimas óperas que compuso en los llamados anni di galera. Contiene trazos de exquisita pureza musical que luego llevó a otras obras. Solo por estos motivos ya merece la pena acercarse a Bilbao a verla. En cuanto a la producción, es un interesante montaje del Regio di Parma y la Ópera de Monte-Carlo, con una estética muy visual y en cierto sentido casi cinematográfica que va a gustar y sorprender”.
 
ÓPERA ACTUAL: ¿Puede adelantar novedades del Tutto Verdi?
Juan Carlos MATELLANES: Nos quedan por programar I lombardi, Alzira, I Masnadieri y Jérusalem, que tendrán su espacio en las próximas temporadas. Algunos de estos títulos se pondrán en escena con coproducciones internacionales, como la de Jérusalem, que hemos hecho junto con la Ópera de Bonn en donde se estrenó el año pasado con un enorme éxito de crítica y público. Una línea de trabajo que permite impulsar nuestra presencia internacional. En este proyecto hemos hecho ya casi de todo: diez ediciones de la Semana Verdi; grabaciones en Dvd y Cd de diversas producciones; editado seis libros; promovido e inaugurado una estatua de Verdi en Bilbao; exposiciones, homenajes... Como todo gran proyecto tendrá un cierre espectacular, que se recordará en la historia de ABAO, pero me va a permitir que mantenga la sorpresa.
 
Ó. A.: Recientemente la Asociación ha acometido un nuevo reto con la puesta en marcha de un Plan Estratégico.
J. C. M.: Así es. La Asociación Bilbaína de Amigos de la Ópera como institución cultural de carácter privado ha estado desde el momento en que fue fundada, en 1953, en continua evolución para adaptarse a la realidad social y a las exigencias de cada momento. En la actualidad tenemos que afrontar los retos que supone el desarrollo de nuestro modelo de gestión en un marco económico complejo y difícil, y tenemos que hacerlo desde una perspectiva abierta a la evolución y al contexto de renovación de los estándares de innovación, eficiencia, transparencia, organización y gestión. En el Plan Estratégico 2013-2019 hemos redefinido tres conceptos fundamentales en cualquier institución: la misión, por qué existimos; la visión, qué queremos ser; y nuestros valores, lo que realmente es importante para nosotros. Todo ello con el propósito de desarrollar un amplio abanico de actividades abiertas a la sociedad, y en el que una temporada de ópera con siete títulos y con calidad y prestigio internacional, constituye una de las piezas fundamentales.
 
Ó. A.: ¿Podría detallar las líneas estratégicas?
J. C. M.: Los principios que se han aprobado partiendo de nuestra visión estratégica consisten en asegurar la viabilidad a corto plazo de nuestra Asociación y garantizar y potenciar su futuro sobre la base de tres principios clave. Por un lado, la sostenibilidad económica equilibrando las fuentes de ingresos ya que en este momento nuestra principal debilidad radica en la escasez de aportaciones públicas, muy por debajo de lo que sucede en otros teatros que nos sirven de referencia. Por otro, el reconocimiento local e internacional como un referente por la calidad de nuestras representaciones, nuestras actividades y la aportación cultural que realizamos a la sociedad. En tercer lugar, proyección y compromiso social: ABAO pretende consolidarse como un agente clave del desarrollo musical y cultural de nuestro entorno promoviendo actividades artísticas, didácticas y sociales. Este compromiso de ABAO debe traducirse en el mayor beneficio posible para la sociedad aprovechando los recursos y los medios que podemos aportar como agente didáctico, promotor cultural y agente social, comprometidos con colectivos con escasos recursos o en situación de dificultad.
 
Ó. A.: Un plan ambicioso que conlleva mucho trabajo y seguro que no pocas dificultades...
J. C. M.: Este Plan Estratégico no es una varita mágica que va a solucionar los problemas de nuestra Asociación a corto plazo. Es un programa de trabajo a medio y largo plazo para mejorar nuestra competitividad, financiación, calidad e internacionalización. Nuestra institución presenta algunas diferencias en lo que viene siendo habitual en el sector, como su carácter privado, con una fuerte dependencia de infraestructura –la falta de un teatro propio– que a veces se traduce en la escasez de tiempo para ensayos y para lograr la calidad óptima que deseamos en nuestras producciones. Además, dentro del programa que hemos seguido para maximizar la eficiencia y el ajuste de costes, tenemos un alto grado de subcontratación, lo cual nos aporta una gran flexibilidad, pero también nos aboca a un modelo sin holguras y sin remplazo para funciones clave de la organización que son desarrolladas cada una por una sola persona. No obstante sabemos que ABAO está considerada como un reputado promotor artístico y agente tractor cultural. Por este motivo uno de nuestros primeros esfuerzos va a centrarse en lograr una alianza estratégica entre las instituciones públicas (Inaem, Gobierno Vasco, Diputación Foral de Bizkaia y Ayuntamiento de Bilbao), el Palacio Euskalduna y ABAO, con el fin de garantizar la sostenibilidad a medio plazo y permitir el salto cualitativo que deseamos a nivel nacional e internacional de nuestra Asociación.
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
Contáctanos
 
Dir:C/ Loreto 13-15, Esc. B. entlo 1ª, 08029,- BARCELONA
 
Tel: (+ 34) 93 319 13 00