OPINIÓN

 
Fernando SANS RIVIÈRE
ÓPERA ACTUAL 217
(OCTUBRE 2018)
 
Desde aquel lejano noviembre de 1956 en el que Montserrat debutara el papel de Mimì en la Ópera de Basilea han pasado más de seis décadas en las que la superba Caballé recorrió los mejores teatros del mundo con esa voz incomparable y personalísima que emocionaba a un público entusiasta. Una artista universal que ha dejado un gran vacío y que quiso despedirse a petición suya y de la familia con un funeral como el de cualquier ciudadano barcelonés, en el tanatorio de Les Corts y siendo enterrada junto a sus padres en el cementerio de Sant Andreu. En su funeral el carismático Padre Ángel aseguraba que “Montserrat estará ya en el cielo, siendo una persona que había derramado conciertos, caricias y sonrisas por doquier”. La ceremonia contó con la presencia numerosas personalidades políticas, desde la Reina Sofía a la alcaldesa de la ciudad, Ada Colau, pasando por el presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, y del mundo de la ópera, como artistas de su generación como Josep Carreras, Jaime Aragall o Juan Pons, además de representantes de los principales coliseos españoles, como el Liceu, el Real o la asociación Ópera XXI.
Una artista muy cercana a la revista, ya que fue la primera en recibir el Premio ÓPERA ACTUAL a toda una carrera cuando se instituyeron estos galardones en 2002 y un segundo Premio en 2014 al recibirlo el Concurso Internacional de Canto Montserrat Caballé. Ha formado parte del Comité de Honor de ÓPERA ACTUAL desde su creación y ha sido una figura esencial en nuestras páginas, destacando sus apariciones líricas, entrevistas o su concurso, además de haberle dedicado cuatro portadas.
En este número de homenaje a su figura y a su legado universal hemos querido señalar su espectacular herencia sonora y repasar su brillante aportación a la historia del Liceu y su contribución al repertorio belcantista. Hemos querido que compartiesen sus recuerdos su hermano y algunos miembros del Comité de Honor, representantes de esa generación de oro de nuestra lírica que tanto ha hecho por la ópera a nivel mundial.
Se ha ido una artista universal, una gran profesora de excelente técnica vocal y una gran persona, generosa –especialmente para con los jóvenes cantantes–, una mujer alegre, inteligente, lúcida y que siempre ha hablado muy claro. Una artista que ha vivido por y para la música, desde que con menos de diez años entrase en el Conservatorio Superior de Música del Liceo hasta sus últimas actuaciones tan solo hace unos meses.
Una de las grandes cantantes líricas del siglo XX cuya desaparición ha conmovido al mundo entero y en cuya memoria se preparan diversos homenajes.
Por otra parte, queremos felicitar a ABAO-OLBE por su función mil que celebrará este mes con Fidelio, y destacar el nuevo curso lírico de Cinesa con retransmisiones en directo desde el Covent Garden, el Liceu, la ONP o de la inauguración de La Scala.
 
 
 
Contáctanos
 
Dir:C/ Loreto 13-15, Esc. B. entlo 1ª, 08029,- BARCELONA
 
Tel: (+ 34) 93 319 13 00